POR LOS CAÑONES DEL EBRO-EL VALLE DE SEDANO. -Por Francisco Blanco-.

En el siglo XIII se crea la Merindad de Burgos con Río Ubierna, a la que se incorpora en el 1352 el Alfoz de Siero, que estaba integrado por los siguientes pueblos y aldeas: Cartiguera, Covanera, Escalada, Gredilla de Sedano, Huidobro, Loma, Moradillo de Sedano, Mozuelos de Sedano, Noceda, Orbaneja del Castillo, Pesquera de Ebro, Quintanaloma, Quintanilla-Escalada, San Felices del Rudrón, Sedano, Tubilla del Agua, Turzo, Valdelateja y Villaescusa de Butrón.

Sedano, la capital y cabecera de este valle, es un pueblo señorial y acogedor, dominado desde lo más alto por su iglesia parroquial, a cuyos pies se extienden sus viejas calles y callejuelas, en las que abundan las señoriales casas de piedra blasonadas, como la de los Bustillo, los Guevara o los Huidobro.

El Valle de Sedano se enmarca dentro de este marco geográfico, abarcando un extenso territorio que ofrece al viajero unos extraordinarios enclaves paisajísticos y monumentales, con gran predominio del románico, que abarcan desde las desoladas y solitarias parameras, los profundos y misteriosos cañones excavados por su abundante cuenca fluvial, hasta los verdes y acogedores valles donde descansar y recrearse.

wsqwqwqwqwqwwqwwqwqwqLa iglesia de Santa María, está encaramada en lo alto de una roca, como una inexpugnable fortaleza, es de estilo gótico con una portada renacentista de la segunda mitad del XVII, rematada por un tímpano austeramente  decorado; en su interior destaca su retablo mayor, de estilo barroco, con tres calles enmarcadas por columnas salomónicas, en el que se venera una sencilla imagen de la Virgen, conocida popularmente como “La Morenita”, pues el color oscuro de la talla contrasta con el blanco ropaje con que está cubierta. Anualmente se celebra una popular romería en su honor, que tiene lugar por la Pascua de Pentecostés. Debajo de la iglesia, antes de llegar a la cima, se encuentra la “cueva de Emeregilda”, una señora que a pesar de tener casa y familia en el pueblo, prefirió vivir como una anacoreta, en la soledad de la cueva.u desperdigado caserío está integrado por los barrios de Lagos, Trascastro, Valdemoro, Barruelo y La Plaza, que ocupa el centro del pueblo, donde se levanta el Ayuntamiento, un edificio neoclásico con unos soportales formados por cinco arcos de medio punto. En el barrio de Valdemoro tuvo su casa el gran novelista vallisoletano Miguel Delibes, gran amante también de estas tierras, que visitaba con frecuencia y en las que practicaba sus deportes favoritos, que eran la caza y la pesca.

Los orígenes de Sedano son claramente medievales, aunque por esta zona también anduvieron visigodos y musulmanes. Desde el siglo XV el pueblo tiene jurisdicción de Señorío, concedido por los Reyes Católicos a favor del marqués de Aguilar de Campoo D. García Manrique de Lara, que fue su alcalde pedáneo con carácter sucesorio.

Para los viajeros curiosos está disponible el “Aula Arqueológica de Sedano” donde se explican los orígenes de los numerosos dólmenes funerarios, esparcidos por todo el valle desde el neolítico, que cuentan con una antigüedad que supera los 5.000 años.

Otro de los grandes atractivos de este singular valle, además de su belleza natural, es la presencia de numerosas joyas arquitectónicas del primitivo románico castellano, muchas de las cuales permanecen en un excelente estado de conservación, aunque, lamentablemente, otras muchas desaparecieron o están a punto de hacerlo.

rkeñfñewfeñflñe´fl

Muy cerca de Sedano el viajero se encontrara con Moradillo de Sedano, cuya iglesia de San Esteban fue levantada en la cima del monte Castro. Fue acabada hacia el año 1188 y lo más destacado, además de su airoso y homogéneo conjunto, es el Pantocrátor de su portada, que constituye una joya única en el románico burgalés, digna de ser admirada detenidamente y en la que se pueden admirar los Veinticuatro Ancianos del Apocalipsis, junto con la Anunciación y la Visitación de Nuestra Señora, la Matanza de los Inocentes, la Huida a Egipto y otras escenas bíblicas; los capiteles de sus columnas, curiosamente construidas en geométrico zig-zag, únicas en el románico español, están profusamente decorados con leones, grifos alados, dragones, jinetes y centauros femeninos, éstos últimos muy poco frecuentes en la icono grafía románica.(1)

axdxdaasxasxaxa

Esta singular iglesia, perteneciente al Arciprestazgo de Ubierna, fue declarada Monumento Nacional en el año 1931 y la pequeña aldea de Moradillo, enclavada en el valle del río Moradillo, en 1970, con apenas 20 vecinos, fue anexionada al municipio de Gredilla de Sedano.

Gredilla se encuentra también en el valle del río Moradillo y su nombre parece que significa “pueblo en cuesta”. Sus orígenes actuales son medievales, estando fechada su fundación hacia el año 947, pero algunos historiadores, como Sánchez Albornoz, afirman que su origen se remonta a la Edad de Hierro y su emplazamiento corresponde al de la antigua ciudad de Moreca, capital de la tribu cántabra de los morecanos, habitada por pastores cántabros que utilizaban sus numerosos castros y riscos como elementos defensivos.

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Su vistosa iglesia parroquial de San Pedro y San Pablo, del siglo XII, es otra de las joyas del románico de este monumental Valle; se trata de un templo de una sola planta, con elegante portada, está cubierta por bóveda de medio cañón y dispone de un ábside semicircular y torre campanario. La portada está rematada por un tímpano con bellas esculturas, en cuyo centro se encuentra la Virgen María sentada en su trono y coronada, acompañada de San José, a sus pies está el Arcángel San Rafael de rodillas, dándole la “Buena Nueva”, también aparecen San Pedro y San Pablo. (2)

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Los capiteles de las columnas de sus ojivales ventanas están profusa y bellamente decorados con abundantes y originales motivos de todo tipo: geométricos, vegetales, animales, como grifos, arpías, leones, dragones y aves con el cuello entrelazado, apareciendo también algunas cabezas humanas, caprichosamente repartidas. En su interior destaca también la delicada ornamentación de los capiteles de la nave y el ábside, en los que se repiten los mismos motivos zoológicos.
Según la “Enciclopedia del Románico en Castilla y León”, cuyo principal impulsor es el famoso arquitecto y escritor cántabro “Peridis”, en la Comarca de los Páramos y las Loras hay catalogados hasta 51 monumentos románicos, entre iglesias, ermitas y otros restos.
Quintanilla de Escalada es un pequeño pueblo perteneciente al valle de Sedano, fundado en el siglo X (3), con jurisdicción de señorío desde 1480, perteneciente, como tantos otros pueblos del Valle, al Marqués de Aguilar de Campoo, que era su alcalde pedáneo. Estuvo integrado en el Alfoz de Siero y actualmente pertenece al municipio de Valdelateja. Sus fronteras naturales son el cercano paramo de Masa y los valles de Zamanzas , Valdebezana y Manzanedo, pertenecientes al Alfoz de Arreba, situado en la comarca de las Merindades. Está bañado por las aguas del Ebro y lo atraviesa la carretera que une Burgos y Santander, que se encuentran a 60 y 95 kilómetros respectivamente.

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Se puede admirar su iglesia parroquial de San Miguel Arcángel, construida a finales del siglo XIX bajo el mecenazgo de doña Manuela Díaz Bustamante, con el objetivo de reemplazar la antigua Abadía de San Martín de Escalada,  el primitivo templo románico del siglo XI, que en tiempos de Alfonso X el Sabio tenía jurisdicción de abadengo sobre Turzo, Cortiguera, Ayoluengo, Tubilla del Agua, Covanera y sus respectivos molinos. Con el paso del tiempo y el abandono a que fue sometida a partir del siglo XVI, en que fue anexionada a la Colegiata de Aguilar de Campoo, se fue deteriorando lentamente, hasta que en el siglo XVIII, acabó  convirtiéndose en un montón de ruinas, cuyas piedras fueron aprovechadas por los vecinos del pueblo para construir o reforzar sus casas. Actualmente, todavía se pueden apreciar en algunas de ellas restos de cornisas y canecillos románicos, igualmente, algunos capiteles fueron a parar a la cercana Ermita de San Roque. Su ubicación geográfica exacta corresponde a la zona donde se construyó la Estación de carga del petróleo de la Lora y durante su construcción, en los años ochenta del pasado siglo XX, también aparecieron algunas piedras y restos de adornos románicos que fueron a parar de forma incontrolada a diferentes manos.

A unos pocos kilómetros del casco urbano se encuentra la Ermita de San Roque, construida a principios del siglo XVII, cubierta con bóveda de piedra y madera, que aún se conserva en buen estado. En su interior destaca un retablo con la figura central de San Roque, acompañado de San Martín y San Sebastián sufriendo martirio. Poseía también una Cruz bizantina esmaltada, que actualmente se encuentra en el Museo de Burgos.

Siguiendo el curso del Ebro, a unos cinco kilómetros aguas abajo, en un recóndito y agreste paraje, rodeada de peñascos se encuentra la Ermita de Nuestra Señora del Ebro, que goza de una antigua y popular devoción por todo el Valle. Las primeras noticias documentadas sobre el templo datan del año 1244 y se refieren a una transacción entre la abadesa de las Huelgas y el obispo de Burgos, quien a su vez nombra a D. Rodrigo, un canónigo metropolitano, primer Abad de la ermita, quien a su vez dependía de la Abadía de San Martín. La Ermita ha sufrido numerosas transformaciones y en su interior hay un pequeño y abovedado retablo del siglo XVIII, en el que se conserva una preciosa talla medieval de la Virgen del Ebro; un pequeño altar lateral está presidido por la imagen de San Onofre. En el siglo XVI pasó a depender eclesiásticamente de la Colegiata palentina de Aguilar de Campoo. A la entrada de la ermita se yergue majestuoso un monumental y centenario olmo, cuyas medidas exceden con mucho lo normal, pues su grosor alcanza los cinco metros en su base y su altura se acerca a los veinticinco metros ¡todo un bello ejemplar!

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Un kilómetro más lejos, siguiendo el curso del Ebro, en otro bello y solitario paraje se encuentra la llamada “Casa de Máquinas”, una pequeña central eléctrica construida en el año 1910 por la empresa burgalesa “El Porvenir de Burgos”, cuyos generadores se alimentan con el agua de un canal subterráneo que arranca en Quintanilla. Desde la década de los setenta su explotación está a cargo de Iberduero.

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

En la vecina Escalada, situada a la orilla izquierda de carretera de Santander, el viajero se encontrará con la monumental iglesia románica de Santa María la Mayor, levantada a finales del siglo XII, aunque poco después se llevó a cabo una importante transformación, en la que predominaron los elementos tardo-góticos. De su primitiva estructura se conserva la espadaña y su atractiva portada, rematada por varios arcos de medio punto, que se apoyan sobre doce columnas, rematadas por artísticos y bellamente ornamentados  capiteles. En el primer arco, situado sobre la puerta, se pueden admirar veintidós esculturas que parecen relacionadas con los Ancianos del Apocalipsis.

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

Su repoblación, como el resto de la zona, data de finales del siglo IX y principios del X, y fue hecha por gentes llegadas de la vecina Cantabria; eclesiásticamente dependía de la cercana Abadía de San Martín, en Quintanilla, e igualmente tenía jurisdicción de señorío, cuyo titular era el Marqués de Aguilar de Campoo, que era quien nombraba su alcalde pedáneo. Su aspecto urbanístico actual se fue perfilando entre los siglos XVI y XVII, pasada ya la amenaza musulmana, durante los que se construyeron, además de las ya existentes casas típicas montañesas, con solana y amplia balconada, otras casas de piedra con blasones heráldicos en sus fachadas, pertenecientes a miembros de la pequeña nobleza castellana. Cabe mencionar principalmente la Torre de los Gallo, un palacio-fortaleza con dos magníficas torres, que en siglo XVII mandó levantar D. Gregorio Gallo, obispo de Segovia, en el 1949 fue declarada Monumento Nacional. Otro edificio notable es la Casona de los Díez, construida en el siglo XIX por un indiano que hizo fortuna en el Perú, actualmente se ha convertido en un confortable hotel. Desde 1992 el pueblo está considerado  como Conjunto Histórico y Bien de Interés Cultural.

La gastronomía de esta atractiva comarca se basa, principalmente, en la utilización de sus productos naturales, tanto las verduras y hortalizas de sus huertas, como los derivados de la caza y la pesca, cuya abundancia es notoria, a esto hay que añadir los productos derivados de la matanza del cerdo, como chorizos, morcillas, lomos, jamones; son también dignos de mención la carne de bovino y de ovino: chuletones, chuletillas, cordero asado……, igualmente se elaboran exquisitos productos lácteos, como mantequillas, quesos y quesadas, en especial el famoso queso tierno de Burgos.

Dispone de numerosos y bien provistos restaurantes, donde el viajero podrá disfrutar de la tradicional cocina castellana, poco sofisticada pero abundante y de mucha enjundia. Platos tradicionales son las alubias rojas o la olla podrida, la sopa burgalesa, las manitas de cordero guisadas o las cabecillas asadas al horno, los riñones de ternera a la plancha, los callos,  y también la caza y la pesca, como codornices, perdices, conejos, liebres, truchas y cangrejos, sin dejar de mencionar la tradicional y apreciada cocina del bacalao. Los postres típicos tampoco escasean, sobresaliendo las yemas de canónigo, las almendras garrapiñadas, la miel, el arroz con leche, las torrijas……….; en cuanto a los vinos entre la variedad de tintos, blancos y claretes, jóvenes o con crianza, tanto de la cercana Rioja como los de la Ribera del Duero.

Toda una extraordinaria oferta paisajística, histórica, monumental y gastronómica, que se convertirá en una experiencia inolvidable para todos los visitantes de estas tierras:

Tierra encantada que refleja el alma

del recio pueblo castellano,

que sigue soñando con sus pasadas glorias,

que por estas tierras se fraguaron

NOTAS

  • La imaginativa y geométrica decoración de los capiteles de la iglesia de Moradillo, al igual que la cercana de Gredillo de Sedano y otros templos de la zona, recuerdan los del Monasterio de Santo Domingo de Silos y la posible intervención de su autor, “el Segunmdo Artista de Silos.
  • Parece ser que la cabeza actual de la Virgen, bastante desproporcionada, no es la original.
  • Según Fray Justo Pérez de Urbel en su “Historia del Condado de Castilla” fue fundado en el 866 por el conde Rodrigo de Castilla.

Autor Paco Blanco, Barcelona, marzo 2017

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s